Mermados ante el Ciclón

El equipo del Papa buscará seguir vivo hoy en un infierno de altura.

El San Lorenzo de Argentina se mete a la casa del Toluca con el deseo de no quedar fuera en la Copa Libertadores, pero enfrente estarán unos Diablos Rojos que, pese a tener ya el boleto a Octavos, buscarán asegurar el liderato del sector 6.

Los escarlatas son dueños de la cima del Grupo de la Muerte con 10 unidades, cinco arriba del Gremio brasileño, y siete encima del Ciclón y de la Liga Deportiva Universitaria de Quito.

Para hacerle frente a la altura de la Ciudad de Toluca, el San Lorenzo llegó desde el domingo a México, pero se resguardó en Cancún, pues tocará capital mexiquense horas antes del compromiso, para evitar los estragos que genera la altura.

Si esto podría mermar al conjunto argentino, el club mexicano tendrá algunas bajas, entre ellas las de su goleador Enrique Luis Triverio, que lleva tres tantos en el torneo de la Conmebol.

El argentino sufrió el viernes una lesión en su tobillo izquierdo, en el duelo de Liga ante el Querétaro, que lo alejará de las canchas durante 3 semanas, y quien sabe la importancia de que el Nemesio Diez pese sobre los rivales.

“Debemos hacer valer la localía, en nuestra casa hacernos fuertes, sabemos que a los equipos argentinos y brasileños la altura les cuesta, como le costó al Gremio la otra vez, y tratar de aprovechar eso también”, explicó Triverio.

“Para todo sudamericano es el torneo más importante que tenemos, así que poder competir para mí es un orgullo y hay que tratar de hacerlo valer y aprovecharlo”.

Otra ausencia importante sería en el arco, pues Alfredo Talavera tampoco terminó el anterior compromiso frente a los Gallos Blancos, por molestias musculares.

Como sea, el San Lorenzo pretende santificar a los Diablos Rojos del Toluca, que al menos en la Libertadores, están que no creen en nadie.