Liguilla a la vista

Ya salvado del descenso por esta temporada, ahora el Guadalajara podría alcanzar un puesto de Liguilla en caso de ligar una tercera victoria en el calendario, esta tarde en su visita al Puebla.

Las Chivas de Matías Almeyda ensayaron y definieron ayer a puerta cerrada la formación con la que enfrentarán a los Camoteros esta tarde en el Estadio Cuauhtémoc, escenario en el que los tapatíos tienen ya cinco partidos sin perder.

Es verdad que en su último enfrentamiento en territorio poblano, los locales le pegaron al chiverío 4-2 en la Final de Copa del Clausura 2015, pero ese encuentro fue disputado en el Estadio de la Universidad Autónoma de Puebla.

Ahora el Rebaño se medirá al cuadro de Pablo Marini en el mejor momento anímico que atraviesan, con plantel casi completo sólo con la ausencia de Oswaldo Alanís, con dos victorias consecutivas, lo que les alejó de la zona del descenso, pero sobre todo con la esperanza de volver a una Liguilla.

Omar Bravo ya recuperado de la lesión muscular que le impidió estar ante los Pumas, pudo viajar ayer con el equipo y formar parte del entrenamiento con los suplentes, para estar hoy al menos en la banca.

Almeyda tiene en mente repetir la misma formación que derrotó a los Universitarios hace una semana como local, por lo que Raúl López también tendría que esperar una oportunidad para volver a la titularidad.

Los rojiblancos fueron despedidos ayer de Verde Valle por un grupo de niños de las escuelas de Chivas que jugaron por la mañana en las canchas de Gigantera.

“Qué pasó chicos, ¿jugaron ya?, ¿quién anotó los goles?”, les dijo Almeyda mientras posaba junto a ellos para la fotografía.